La verdad es que cuando leí la propuesta de Joan lo tenía claro, y la verdad es que no se por qué, pero asocio la estación otoñal con Calzadilla Syrah, y en este caso, 99.

Personalmente no tengo el placer de conocer a Francisco Uribes Madero -cabeza visible de Pago de Calzadilla-, aunque sí he tenido la oportunidad de charlar por teléfono con él, y he de declararme enamorado de sus vinos.
Este Calzadilla está elaborado con un 100% de syrah y criado en barricas de roble francés de 300 litros en los que reposa durante 12 meses, y se redondea otros 18 en botella. Tiene 13.8º.

Cata:

En vista presenta un color rubí de capa media con menisco atejado. Lágrima fina y densa.
Nariz limpia y sin defectos en la que muestra todo su potencial.
Notas de cacao, torrefactos, carne y excelente bouquet. Elegante. Apuntes de hojarasca y monte bajo.
En boca muestra buena acidez. Es largo y con buena estructura. Apuntes golosones que no molestan e incian a seguir degustándolo.
Muestra un ligero amargor final con una retronasal en la que las notas de cacao marcan la diferencia aunque bien conjuntadas con los apuntes de torrefactos y terciarios.
En definitiva un buen vino que acompañó a unas carrilleras estofadas con arroz basmati.
Para disfrutar.

A %d blogueros les gusta esto: